Implosión de la célula grasa, el secreto para eliminar la celulitis

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Uno de los retos en la medicina estética es la reducción de la grasa localizada, así como de la celulitis, sin la necesidad de pasar por un quirófano; el descubrimiento de los efectos del uso de ultrasonidos en el organismo va más allá de los conocidos, pues su acción mecánica y térmica es capaz de generar tal impacto en las células grasas y en la piel que nos permiten reducir un cambio de apariencia notable debido a un efecto conocido como implosión de células grasas. Aquí les contaremos en qué consiste:

La cavitación es un procedimiento que requiere el uso de ultrasonidos de características especiales, de alta intensidad, que son capaces de penetrar en el interior de la grasa subcutánea y crear pequeñas burbujas que destruyen las células adiposas, es decir, la grasa.

Cuando se aplica el micromasaje del ultrasonido, se genera un incremento de la temperatura en el tejido conjuntivo; este efecto térmico, aunado al mecánico de la fricción repetida, desencadena otros efectos biológicos, lipolíticos y descongestionante, en los que destacan la hiperpermeabilidad de las membranas de los adipocitos, la salida de los triglicéridos del organismo, la despolimerización de los polisacáridos, la descongestión tisular debido a la disminución de la viscosidad y la aceleración de la dinámica circulatoria.

Todo esto se traduce en una mejora de la circulación sanguínea, disminución de peso (que es más notable cuando se acompaña con alimentación saludable y ejercicio), mejora en el tono muscular y la disminución de la celulitis o piel de naranja.

La tecnología HIFU ofrece una excelente alternativa a la lipoescultura, pero con un método no invasivo que además de ofrecernos la reducción de la grasa corporal, puede ayudar a eliminar la celulitis y a tonificar la piel de forma cómoda, sin dolor, 100% segura y que además ayuda a mejorar la salud general, al eliminar toxinas, triglicéridos y el colesterol malo que daña el organismo.

Sin embargo, la lipoescultura, liposucción o abdominoplastia no están peleadas con la cavitación; se puede eliminar la grasa que, con el paso del tiempo, vuelva a acumularse aunque de forma más leve en las zonas ya tratadas con procedimientos quirúrgicos. En estos casos, es recomendable actuar antes de que la grasa vuelva a causar estragos, por lo que la tecnología HIFU se convierte en un aliado, manteniendo los resultados de la cirugía e incluso mejorándolos pues su efecto tensa la piel.

La cavitación es un procedimiento que elimina núcleos de grasa y permite tonificar el músculo de la zona tratada, por lo que se puede emplear en brazos, piernas, glúteos o abdomen para reducir centímetros, tratar la flacidez y olvidarnos de la molesta celulitis.

Una apariencia más bella, saludable y esbelta es posible con los métodos adecuados para cada persona; en Body Sanctuary somos expertos y contamos con tecnología de punta para moldear su cuerpo y tener la figura que tanto ha deseado, llámenos y pida su cita de valoración.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.