Vientre plano y definido con la ayuda de calor

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

¿Quién no desea tener un vientre plano, tonificado y definido para lucir en todo el año? Una cintura definida y un abdomen libre de grasa es el sueño de miles de personas que día a día se miran al espejo con gran insatisfacción. Para alcanzar esta meta, ha llegado la radiofrecuencia abdominal, un tratamiento que utiliza el calor de las radiaciones electromagnéticas para destruir la grasa corporal, reduciendo un promedio de entre 6 y 12 centímetros el perímetro de la cintura.

Además del tratamiento de la flacidez corporal, la celulitis y las arrugas, la radiofrecuencia es un tratamiento muy eficaz para reducir tallas, ya que las radiaciones que se emiten a través del cabezal calientan a las células grasas, que se producen en gran medida a nivel de abdomen, cintura y cadera, y las destruyen sin dañar la piel, músculos, tejidos u órganos.

¿Cómo funciona este tratamiento en el abdomen?

Se aplica un cabezal que emite radiaciones electromagnéticas, que oscilan entre el campo eléctrico y magnético, elevando la temperatura en la zona para canalizar la energía a distintas profundidades; por ejemplo, se puede tratar a nivel de abdomen, de cintura, de cadera o espalda, donde además de reducir la grasa corporal, es muy eficaz para la eliminación de la celulitis.

En sesiones de 30 a 45 minutos, el aplicador emite tal energía térmica que algunas células adiposas mueren al momento, mientras que otras se destruyen durante los días posteriores al tratamiento. Estas células adiposas destruidas se filtran a través del sistema linfático, para metabolizarse posteriormente por el hígado, que se encarga de evacuarlas a través de la orina.

Pero la pérdida de grasa no es la única ventaja alcanzada con la radiofrecuencia, ya que también podemos observar mayor tersura en la piel; este tratamiento no es invasivo, por lo que representa una opción menos agresiva y drástica que la liposucción, además de que no requiere anestesia ni cirugía. Sin embargo, la realización del método debe ser bajo un equipo médico con gran experiencia, que utilicen aparatos tecnológicos de última generación para asegurarse de que realmente se eliminarán los cúmulos de grasa localizada.

Cabe aclarar que el tratamiento está diseñado para eliminar grasa corporal, no es una dieta ni un tratamiento para perder peso, sin embargo, si lo complementamos con una alimentación balanceada, ejercicio y otros métodos como la ultracavitación, podemos perder peso, adelgazar y tonificar nuestro abdomen, sin tener que pasar por una cirugía.

Personas que desean aplanar su vientre y deshacerse de la piel sobrante, resultado de un embarazo, o de la flacidez típica de las personas que han bajado de peso súbitamente, pueden beneficiarse con la radiofrecuencia, así como quienes desean perfeccionar y definir su silueta.

El número de sesiones depende de las características de cada persona, siendo entre 6 y 10 las más recomendadas para obtener los resultados deseados; para mejorar los efectos, se recomienda beber mucha agua antes y después de cada sesión y mantener una dieta baja en grasas y carbohidratos. Lo mejor: durante las sesiones no se siente el menor dolor y sólo queda un enrojecimiento y sensación de calor en la zona.

En Body Sanctuary encontrará la mejor opción para una radiofrecuencia abdominal, pues contamos con aparatos de última generación, así como los mejores expertos en  tratamientos estéticos corporales; nuestros clientes satisfechos son la mejor garantía de nuestros servicios.

Llámenos, programe su cita de valoración y tenga un abdomen plano con la ayuda de la radiofrecuencia.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.