Fajas colombianas, ¿un simple efecto visual?

Fajas colombianas, ¿un simple efecto visual?

Conseguir una figura de reloj de arena es algo que a muchas de nosotras nos obsesiona al grado de recurrir a dietas, ejercicios y productos milagrosos que, sin embargo, en muchas ocasiones no cumplen lo que prometen e incluso pueden llegar a ser dañinos cuando hacemos un empleo desmedido o poco cuidadoso de ellos.

Ejemplo de esto es la reciente moda de las llamadas “fajas colombianas”, que en sí refieren a cualquier tipo de esta prenda colocada de forma muy ajustada alrededor de la cintura con la creencia de que esto hará que, a la larga, el abdomen adquiera una forma más esbelta.

Esta técnica para modelar el cuerpo ha sido denominada en los últimos años como “Waist Training” (literalmente “entrenamiento de la cintura”) y adquirió popularidad debido a que famosas como Kim Kardashian, Lindsay Lohan y Jessica Alba recurrían a ella, aunque la forma en que debe hacerse no es siempre muy clara.

promoción liposuccion sin cirugia

Al respecto, especialistas afirman que el uso prolongado de una faja no es muy recomendable y que no existe fundamento científico para pensar que llevar una prenda de estas pueda incidir de gran manera en la silueta, pues luego de quitarla el cuerpo regresa a su forma original.

Entre algunos de los efectos negativos por usar esta lencería durante mucho tiempo se encuentran los siguientes:

  • Alteraciones al sistema linfático.
  • Flacidez de piel y músculos abdominales.
  • Afecciones al rendimiento de los órganos internos.
  • Posible compresión del nervio femorocutáneo.

¿Cuándo se debe usar faja?

Con todo lo dicho anteriormente no se quiere decir que nunca utilicemos una faja, que esto vaya a hacernos siempre daño y que no podamos ponérnosla en esas ocasiones especiales en las que queremos lucir esbeltas dentro de un vestido entallado, sino que como método estético es mejor dejarlas como una herramienta secundaria y pedir siempre la recomendación de un médico para su uso.

Así, una faja puede ser de gran ayuda en la disminución de tallas luego del embarazo, cuando se está luchando por perder peso o para modelar la piel tras un tratamiento profesional para eliminar grasa, esto sólo si se siguen las indicaciones del especialista en cuanto a la talla adecuada, la compresión y el tiempo de uso.

En este punto, cabe mencionar que una liposucción sin cirugía es una mejor alternativa para reducir tallas, ya que otorga resultados seguros y sin riesgos, aunque esta técnica bien puede complementarse con el uso de una faja por un periodo breve que el experto en este tipo de tratamientos podrá indicarte.

En Body Sanctuary contamos con personal altamente capacitado y aparatología europea que garantizan nuestros resultados. Olvídate de métodos que te brindan sólo una ilusión visual y obtén una figura natural y duradera con nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

©️ 2020 Body Sanctuary - Todos los derechos reservados