Aprendiendo a comer correctamente según tu tipo de sangre

Aprendiendo a comer correctamente según tu tipo de sangre

Si por mucho tiempo has buscado cómo bajar de peso y mantener el resultado alcanzado, probablemente hayas encontrado la dieta según el tipo de sangre, la cual se popularizó en la década de 1990 por el libro “Eat Right 4 Your Type” escrito por el médico y naturópata Peter J. D’Adamo, bajo la premisa de que el tipo de sangre determina qué alimentos consumir para mantener un peso más saludable.

De acuerdo con esta teoría, la forma en la que el organismo reacciona ante los alimentos es la respuesta a las preguntas por qué algunas personas pesan menos que otras, tienen menor dificultad para perder peso, o por qué se enferman menos.

promoción liposuccion sin cirugia

El libro del doctor D’Adamo clasifica los tipos de sangre de esta manera:

Grupo O: El cazador

En el libro, D’Adamo dice que el tipo de sangre más antiguo es el O, y lo relaciona con nuestros antepasados cazadores, que buscaban alimento desplazándose de un lugar a otro, por lo que su dieta se basaba en el consumo de carne. Si este es tu tipo de sangre, consume:

  • Carnes rojas
  • Mariscos
  • Espinaca y brócoli
  • Aceite de oliva
  • Infusiones
  • Jugos naturales

Evita:

  • Trigo y sus derivados
  • Carbohidratos
  • Coliflor y col
  • Lácteos
  • Huevo
  • Dulces y azúcar refinada
  • Embutidos

Grupo A: El Agricultor

De acuerdo con D’Adamo, este grupo sanguíneo surgió cuando las personas comenzaron a volverse sedentarias gracias a las condiciones ambientales y a que formar asentamientos les permitió cultivar y cosechar sus alimentos. Si perteneces a este grupo, consume:

  • Verduras
  • Cereales integrales
  • Soya
  • Salmón, bacalao y sardina
  • Aceites vegetales
  • Maní y semillas de girasol
  • Frutas
  • Frutos secos

Evita:

  • Carnes rojas
  • Lácteos
  • Garbanzos
  • Alimentos procesados
  • Azúcar refinada
  • Chocolate

Grupo B: El Nómada

D’Adamo afirma que este tipo de sangre surgió en grupos de personas con alta capacidad de supervivencia, al andar en grupos de un lado a otro, se dedicaban al pastoreo, desarrollando un sistema digestivo muy tolerante. Si tu sangre es del grupo B, consume:

  • Lácteos
  • Verduras de hoja verde
  • Pescado
  • Té verde
  • Huevo

QUIZÁS TE INTERESE LEER: ¿POR QUÉ NO BAJO DE PESO CORRIENDO?

Evita:

  • Lentejas y semillas de sésamo
  • Derivados del trigo
  • Pollo
  • Aceite de maíz o girasol
  • Mariscos

Grupo AB: El enigma

D’Adamo indica que es el grupo más reciente, cuyo poder evolutivo radica en la combinación de los grupos A y B, por lo que puede adaptarse al cambio. Si perteneces a este grupo, consume:

  • Algas marinas, pescados y mariscos
  • Lácteos
  • Huevos
  • Verduras frescas
  • Tofu
  • Piña, ciruelas y uva
  • Tomates

Evita:

  • Carnes rojas
  • Derivados del trigo
  • Aceite de girasol y maíz
  • Encurtidos
  • Pimienta

Antes de llevar a cabo una dieta, busca la asesoría de un especialista en nutrición para recibir un plan personalizado de acuerdo a tu estilo de vida y necesidades. Y si quieres complementar tu dieta con un tratamiento efectivo, que te ayude a obtener resultados espectaculares, contáctanos, en Body Sanctuary somos especialistas en cavitación, liposucción sin cirugía, presoterapia, entre otros tratamientos que te encantarán. Llámanos hoy mismo y haz tu cita de valoración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

©️ 2020 Body Sanctuary - Todos los derechos reservados